“Segundo piso” en Progreso, la solución más adecuada para el puerto: Canacintra

Publicado enero 31, 2020, 4:01 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 3 mins

MÉRIDA, 31 de enero de 2020.- Industriales yucatecos ven con buenos ojos el proyecto de construir un viaducto elevado en Progreso, porque permitiría agilizar el transporte de mercancías en el puerto, donde se espera que aumente el comercio marítimo con la apertura de una ruta de cabotaje entre Yucatán y Veracruz.

En rueda de prensa donde informó que fue reelecto anoche, el presidente de Canacintra Yucatán, Alberto José Abraham Xacur, dijo que aunque por ahora solo es un proyecto y aún no se tiene fecha de inicio, se espera que este “segundo piso” sobre la calle 86 de Progreso beneficie tanto al transporte de mercancías como a la gente que vive en el puerto y a los turistas.

“Sobre todo en temporada ayudaría mucho a agilizar la vialidad, porque sí se pone complicada cuando todos queremos ir al puerto al mismo tiempo”, señaló el dirigente industrial.

“Están avanzando esos planes (de construir el viaducto elevado), el gobernador está cabildeando fuerte y sabemos que hay muchas posibilidades de que se lleve a cabo”, agregó.

“Es la solución adecuada que se le puede dar al puerto de Progreso, tanto para los industriales y comerciantes que usan el puerto de altura para que sea más ágil el surtimiento hacia los barcos y la descarga de los mismos hacia la ciudad”, subrayó. “Eso va a agilizar porque hay un cuello de botella en la entrada y salida, y va a ayudar a la gente de Progreso, a los que trabajan ahí y a los turistas”.

Hasta donde se sabe, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) ya concluyó los estudios de factibilidad para la obra, la cual se construiría sobre la calle 86, utilizada actualmente por los camiones de carga que entran y salen del puerto de altura.

Incluso se menciona que podría comenzarse este año, pues ya se planteó el proyecto al alcalde de Progreso, Julián Zacarías Curi.

El proyecto del “segundo piso” no es nuevo, ya se había planteado desde la administración del panista Patricio Patrón Laviada, pero no se concretó por oposición de la gente que se negó a vender sus casas, pues alegaron que se las querían comprar muy por debajo del precio comercial.