Pronto saldrá ley que elimina popotes y bolsas de plástico en Yucatán

El dictamen ya está prácticamente listo y se espera que en breve llegue hasta el pleno de diputados, donde se espera que sea probada por unanimidad ante la grave contaminación que generan residuos de plástico en el medio ambiente.

1511

La iniciativa que envió el gobernador Mauricio Vila, con el propósito de modificar la Ley para la Gestión Integral de Residuos y eliminar el uso de bolsas y popotes de plásticos en Yucatán, ya está próxima a salir en el Congreso del Estado.

En comisión legislativa de Medio Ambiente, su presidente, Harry Rodríguez Botello Fierro, solicitó el dictamen de la propuesta e informó que la ficha técnica fue enviada a los integrantes del cuerpo colegiado desde el pasado viernes 8 de marzo.

De acuerdo con la iniciativa, los popotes y las bolsas de plástico se eliminarían en bares, restaurantes y tiendas de conveniencia, en un plazo de un año, y los que se dedican a la venta de los mismos en un periodo de 18 meses, además de facultar a los ayuntamientos para generar programas de sensibilización en cuanto al uso de estos materiales.

Además, la iniciativa propone facultar al Ejecutivo estatal para crear políticas públicas tendientes a este proceso, así como las sanciones correspondientes.

Esta iniciativa fue presentada por el Gobernador Mauricio Vila en la presentación de la estrategia “Hacia un Yucatán sin residuos sólidos”, para migrar hacia una sociedad que sustituya bolsas y popotes de plástico desechables por opciones que cuiden del medio ambiente, como aquellos compuestos por materiales biodegradables.

De aprobarse la iniciativa, que se preparó de manera conjunta con cámaras empresariales, organizaciones de la sociedad civil y la sociedad en general, se espera que su aplicación total ocurra de manera paulatina en un marco de dos años.

En la primera etapa, se actuará sobre zonas arqueológicas, cenotes y áreas protegidas, ya que debido a las condiciones de suelos y del manto acuífero que las rodean, así como la existencia de grandes extensiones de costa y litoral, se convierten en zonas de vulnerabilidad alta ante esta contaminación, al preservar en recurso de gran importancia como el agua.

Posteriormente, se espera que bares, restaurantes, tiendas de conveniencia y similares migren hacia insumos menos contaminantes, para que finalmente, se haya detenido su venta y prescindido de estos utensilios derivados del plástico.

Paralelamente, la Secretaría de Desarrollo Sustentable (SDS) y los 106 municipios del estado se encargarán del desarrollo de programas permanentes de concientización e implementación que reduzcan el consumo de desechables, estos últimos a través de la entrega de facultades para implementarlos dentro de sus demarcaciones.

La modificación a la Ley para la Gestión Integral de los Residuos implica la reforma de seis artículos y tres transitorios.

Comentarios

Comentarios