Ya no comas clembuterol, come carne de rancho, come Carne del Monte

Productores locales promueven una mejora de las condiciones de calidad y salud del mercado cárnico en Yucatán. Impulsan ranchos más verdes y carne saludable y original de rancho. La nueva marca Carne del Monte, el Sabor de lo Natural, fue lanzada en la reciente Expo Campo 2019.

3243

Con un producto de alta calidad e iniciado en Yucatán por mujeres especialistas, en conjunto con otros expertos, surge Carne del Monte, El sabor de lo Natural.

Esta nueva marca de carnes fue lanzada en la Expo Campo 2019, realizada a principios de marzo, donde dieron a conocer oficialmente sus productos, los cuales conllevan un proceso silvopastoril.

El trabajo es realizado desde 2010 pero no fue sino hasta el 2019 que un grupo de cinco mujeres y hombres emprendedores decidieron formalizar este proyecto, que tiene el interés de mejorar las condiciones de calidad y salud del mercado cárnico y al mismo tiempo mejorar las condiciones medioambientales de los ranchos donde se crían y engordan los animales, señaló Adriana Abardía, miembro fundador de la empresa.

“Queremos hacer llegar al mercado yucateco y otros estados carne libre pastoreo que no tiene hormonas, que no tiene conservadores, que vienen de animales que fueron criados en ranchos reforestados y bajo un esquema de restauración productiva, con mejores condiciones de suelos, de agua y biodiversidad”.

Mencionó que sus carnes son elaboradas con un proceso de sistema silvopastoril, el cual es un arreglo agroecológico de arbustos forrajeros en alta densidad, (más de 30 mil arbustos por hectárea) para ramoneo directo del ganado, asociado siempre a pasturas tropicales.

Además, se integran arboles maderables, frutales para la industria, autoconsumo y la protección de la biodiversidad con densidades que varían entre 50 y 500 árboles por hectárea.

Explicó que este proceso tarde entre cinco y seis meses en ser realizado, ya que en las tierras se tienen que hacer trabajos de restauración, desde limpieza, siembra y cuidados de las leguminosas, pastos y arbustos y prepararlos para que los animales puedan entrar a pastar, tomando en cuenta que posteriormente se tiene el proceso de engorda, que tarda entre seis y ocho meses.

Con un rancho en Dzilam González, Adriana Abardía señaló que el producto final de la carne de res presenta diversas ventajas tanto para el consumidor final, como beneficios para la región, con una “carne saludable y original de rancho”.

“El hecho de que los animales sean alimentados en el sistema silvopastoril implica que no consumieron granos, normalmente los granos son importados y vienen de organismos genéticamente modificados, también se reduce la cantidad de desparasitantes y de antibióticos en la carne, la forma de alimentación crea un sistema inmunológico en el animal que es más fuerte y además no tienen hormonas adicionales y no tienen clembuterol”.

En cuanto a los beneficios ambientales, mencionó que “los ranchos se restauran, se siembran pastos, arbustos para sombra, entre diversas proteínas que logran una mayor vegetación antes de que se conviertan en sistema silvopastoril y toda la biodiversidad dentro y alrededor del rancho mejora, logrando un rancho más verde con un gran impacto ambiental”.

Recordó que la producción y engorda silvopastoril de ganado en el país se ha impulsado, sin embargo, los mercados aún no reconocen este tipo de sistema que conlleva diversos esfuerzos de los productores, por lo que también buscan que este sistema pueda ser reconocido con productos completamente saludables y muy diferentes a la carne convencional.

El equipo de trabajo es conformado por los yucatecos Jazmín Díaz, Sarah Hernández y Francisco Pech, en conjunto con Adriana Abardía de Oaxaca y José Castro de Ciudad de México, todos especialistas, contando también con agrónomos, economistas e ingenieros de diferentes partes del país, logrando una suma de esfuerzos y conocimientos que impulsan aún más el proyecto.

Actualmente manejan solo carne de res y próximamente implementarán nuevas carnes, y como parte de buscar aumentar este tipo de sistema, cuentan con la conversión de ranchos convencionales a silvopastoriles a través de un financiamiento vía crédito para los interesados en implementar este sistema.

Los productos de Carne del Monte pueden conseguirse en paquetes y por kilos todos los sábados en el Slow Food Market, ubicado en avenida Reforma con calle 33 D, de 9 de la mañana a una de la tarde.

De igual manera cuentan con el número 9992 20 01 80 y el correo carnedelmonte@gmail.com para mayores informes sobre sus servicios.

Con una saludable opción para alimentarse, los productos de esta nueva empresa son una gran alternativa para apoyar la economía local e impulsar los proyectos de los emprendedores yucatecos, los puedes seguir en su página de Facebook Carne del Monte.

Comentarios

Comentarios