Por adeudo, amenazan con disolver el ayuntamiento de Seyé

Se cierne otro escándalo contra la alcaldesa Lizbeth María Cauich Puch, quien inició con polémica su mandato al festejar su toma de posesión un ilegal torneo de lazo. Constructor ya agotó todas las instancias para que le paguen una deuda de 1.7 millones de pesos por obra pública no pagada y ganó.

1687

La alcaldesa de Seyé, Lizbeth María Cauich Puch, su tesorera María Lucely Chim Aké, y todo el cabildo en pleno podrían ser destuidos en caso de continuar con la negativa de pagar tras un juicio que perdió el ayuntamiento del citado municipio.

Este juicio se originó de un incumplimiento en el pago de obras públicas que encargó el alcalde del periodo 2012-2015, Ermilo Dzul Huchim, quien le quedó a deber una cantidad de poco más de un millón de pesos al constructor Alan Agúndez Núñez.

Desde entonces el empresario comenzó un proceso judicial que se alargó hasta llegar al actual ayuntamiento, pasando por uno más que encabezó Pedro Pablo Paredes Pereira, en el periodo 2015-2018.

Aunque el pleito no es propiamiente de la actual presidenta municipal, la funcionaria ha mantenido la negativa de pagarle al constructor, que ahora ya reclama una cantidad que ronda 1.7 millones de pesos con los interes acumulados.

No será la primera vez que la alcaldesa Cauich Puch se ve inmersa en escándalos, pues ya desde su toma de posesión fue blanco de críticas al festejar con un torneo de lazo, eventos que supuestamente están prohibidos en Yucatán por incitar a la violencia contra los animales.

Fernando Alpuche, abogado del constructor, informó que su cliente ya obtuvo un amparo que es definitivo y a los acusados ya no les queda más opción que pagar.

Sin embargo, como no se les puede embargar porque hay una ley que impide rematar bienes públicos para saldar deudas, el denunciante ya recurrió a un juicio de inejecucción que puede derivar en la destitución y posterior procesamiento judicial de la alcaldesa y su cabildo en pleno.

“Nuestra intención no es llegar a eso, pues a nosotros lo que nos interesa es que paguen”, señaló el abogado. “Sin embargo, al menos por ahora no vemos voluntad, porque en el presupuesto aprobado recientemente para Seyé no hay ninguna partida presupuestal para saldar este adeudo”.

“Debido al monto de esta deuda, el ayuntamiento de Seyé tendría que reportar en su presupuesto, a través de una partida especial, la mencionada cantidad, que se puede obtener ya sea mediante préstamo bancario o de otra índole, pero no vemos nada de eso”, advirtió el licenciado Alpuche.

La única partida que sacó el ayuntamiento de Seyé para pagar deudas este año es de unos 150 mil pesos, lo cual no cubre de ni una mínima parte del nuestro, agregó el defensor.

“Vamos a continuar con este proceso, pues queremos que nos paguen ya, pues ya esperamos lo suficiente y ya agotamos todas las instancias”, concluyó el abogado.

Comentarios

Comentarios