Maximiliano y Carlota, impulsores de la arqueología maya

Publicado enero 26, 2018, 8:14 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 2 mins

El proyecto del Palacio Cantón como museo de antropología e historia, aunque se construyó en la época porfirista, se gestó desde que estuvo en el poder la pareja imperial de Maximiliano de Habsburgo y Carlota, quienes se apasionaron por la arqueología maya, de acuerdo con el investigador Bertrand Lobjois.

“Realmente tenían un programa muy amplio, muy ambicioso, también de quedarse con los sujetos o artefactos arqueológicos que se podían haber descubierto hasta el momento, los que vienen alimentándose, prohibiendo la salida de otras piezas que pudieran haber sido excavadas o saqueadas de otros sitios”, expuso.

Para que dichas piezas no fueran llevadas a museos o sitios particulares de Europa, principalmente, aunque al final “hubo muchas piezas que salieron de forma ilegal por parte de coleccionistas y estudiosos franceses que se llevaron las piezas”, agregó.

El catedrático de la Universidad de Monterrey dictó la conferencia “La Arqueología en el Segundo Imperio”, en el Museo de Historia Mexicana regiomontano, donde resaltó el afán del emperador de origen austriaco de preservar el patrimonio cultural y arqueológico de México, publica Notimex.

“El Segundo Imperio es un episodio muy mal conocido de nuestra historia nacional y, en parte de la historia cultural, definitivamente, Maximiliano, con su estilo liberal, con una nueva visión de país, se sentía y vivía como un mexicano, desde el momento en que perdió su nacionalidad austriaca”, señaló.

El legado imperialista “va a anunciar la arqueología de Estado durante el Porfiriato, es como se fue retomando después durante la Revolución Mexicana, forjar una identidad nacional, utilizando la arqueología y los objetos arqueológicos, para sentar ciertamente el poder que iban haciendo aquí”, consideró.

La influencia del segundo emperador de México y su esposa “fue muy notable, por lo mismo que tuvieron ideas muy liberales, enseñadas en Europa, en particular en el caso de Maximiliano, hay un afán para desarrollar, desde muy temprano en el Imperio, una política cultural de verdad”, expresó.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.