Mauricio Vila visita a famosa familia musical de Umán

Publicado mayo 18, 2021, 11:02 am
FavoriteLoadingAdd to favorites 4 mins

La Charanga de los Hermanos Rodríguez Magaña se arrancó con “El Cable”, famosa cumbia de Los Aragón, para demostrar al Gobernador Mauricio Vila Dosal cómo estos cuatro niños y la niña han heredado de su padre, Rolando Rodríguez Mena, la tradición musical.

Después de constatar la vacunación contra el Covid-19 en personas de 50 a 59 años de edad en el Centro de Salud de este municipio, Vila Dosal visitó a esta famosa familia de pequeños músicos en su domicilio en la calle 15 por 18 y 20, en el rumbo de La Guadalupana.

La Charanga de los Hermanos Rodríguez Magaña está conformada por el papá Rolando, los gemelos Pablo Ariel y Fabio Uriel, José Rolando y la pequeña Arlet, acompañados por su primo Eric Pat Magaña.

“Ustedes ya son famosos”, dijo el mandatario a manera de saludo cuando arribó al domicilio de estos músicos.

Rolando, el papá de los niños y la niña, es hijo de otro famoso, Rolando Rodríguez. En la década de los ochenta y noventa hubo un grupo musical denominado Rolando y su Combo, en el que tocó la batería y el teclado. Eran muy populares en los bailes en Umán y municipios circunvecinos.

El Gobernador conversó con ellos preguntándoles por sus edades. Los gemelos tienen cinco años, la niña siete, José Rolando cuatro y Eric tiene once. “Maare están más chicos que mis hijos”, dijo Vila Dosal.

“Nosotros íbamos a las corridas y a eventos, pero con esto de la pandemia empezaron a fastidiarse los niños, así que buscamos qué hacer, empezamos a ensayar, mostrándole los instrumentos y si les gustan seguimos, nos vamos despacio”, manifestó el papá.

“Tengo que ver la manera de motivarlos con los instrumentos”, agregó el señor y, para que no quede duda, interpretaron “El chinito Koy Koy”, famosa jarana yucateca a ritmo de seis por ocho de Rubén Darío Herrera.

“Estos niños tiene oído musical”, dijo el padre.

“A ver, que toquen otra, tengo la duda de si hay una grabadora por allá”, bromeó el Gobernador.

“El Cable” despejó las dudas de los presentes e incluso de dos señoras que se detuvieron a la puerta a escuchar a los pequeños, pero también atraídas por la presencia del mandatario que, por cierto, iba solo, sin sus escoltas y sin el “pull” de prensa que lo acompaña.

Para reconocerles en algo el talento musical de esos pequeños, Vila Dosal les hizo unos obsequios y los animó a seguir adelante, porque ese es el ejemplo que debemos seguir los yucatecos y las yucatecas para continuar con el ritmo de desarrollo y recuperación en medio del Coronavirus.

“En la pandemia la hemos pasado terrible, ya no hay nada, estuvimos viendo qué hacer, porque todo se iba apagando, de plano se cerró la cosa. Pero no tenemos la culpa de lo que pasa y bendito Dios que acá seguimos”, dijo Rolando.

Añadió que le dio gusto que el Gobernador pase a visitarlos porque “eso nos motiva”. “Fue una experiencia muy bonita que el Gobernador entre a saludarnos, se ve que es una bella persona, así sentimos su presencia”, finalizó el músico.