CONTENIDO PROMOCIONADO

Llega a los 100 años doña María Leonor, pionera de las ‘luchonas’ en Mérida

Publicado enero 18, 2021, 11:13 am
FavoriteLoadingAdd to favorites 5 mins

Llegar a los 100 años de vida es un regalo que muy pocos alcanzan, tal es el caso de la señora María Leonor Angulo Bazán.

Nacida en el municipio de Seyé el 22 de enero de 1921, doña Nona, como le dicen de cariño, se casó muy joven y le dio la vida a tres pequeños. También creció a dos niños que su esposo tuvo en una relación anterior.

Llegó a Mérida a los 15 años cuando uno de sus familiares , de oficio cordelero, puso un negocio y ella se sumó para trabajar.

Sus padres fueron Leonor Bazán y José Dolores Angulo León. Tuvo siete hermanos, cuatro hombres y tres mujeres: Manuel, Holiberio, Cleofas, Víctor, Juanita, Aida y María.

Con su esposo trajo a la vida a Jorge Antonio (64), Ángela (58) y José, quien falleció a los 17 años.

En su camino, doña Leonor enfrentó no solo el fallecimiento de su hijo, sino también el de su esposo, quien partió a los 50 años. Desde entonces, se dedicó a lavar y planchar para sacar adelante a sus dos hijos, la más pequeña, de cinco años en ese entonces.

Hoy, cuenta con ocho nietos y tres bisnietos, además de muchos sobrinos.

Su hija Ángela es quien actualmente la cuida. Ella menciona que su madre no tiene ningún secreto para llegar a los 100 años, pero “ha sido una mujer muy luchona como no tiene idea, eso creo que la ha mantenido viva”

“Ella no tuvo ningún vicio, comía lo que estaba al alcance de mi abuelita, hacían tortillas a mano, sus hermanos la apoyaban en la alimentación, tenía buena alimentación”

Este año, doña Leonor cumple un siglo de vida, una edad que merece ser festejada a lo grande, pero que, por cuestiones que ya se conocen, deberá adaptarse a la nueva normalidad. Su familia realizará una caravana para celebrar su cumpleaños.

“Ella anhelaba que se le festejaran sus 100 años, desde el año pasado lo estábamos planeando como ella quería, lo habíamos programado, pero por la pandemia ya no se pudo, ella quería que vengan sus nietos y sobrinos, pero como no se puede, se organizó la caravana”, informó la señora Angela.

En su fiesta se contará con un mariachi que animará el festejo para recordar sus mejores años.

“A ella le gusta cantar, mi tío nos cuenta que para los carnavales adornaban un camión y ella se subía al capirote, los vecinos decían ‘hay viene la güera o la chela’ y se ponía a bailar y cantar”.

Doña Leonor es consciente de su edad.

“Ella ha estado rebién, nunca se nos había enfermado, ahorita el problema que tiene son tres hernias, eso le ocasiona mucho dolor, se le está medicando. Ya no escucha bien, hay que hablarle fuerte, la vista se le está yendo, tiene operaciones, pero se le reventaron unas resinas y no quedó bien, hay días en los que de plano no ve y otros que ve sombritas”.

“Ella da gracias de que está llegando a esta edad, pero ya se siente cansada, ella nos lo dice, que si le llegara a pasar algo o la veamos mal, no quiere que se le lleve a la clínica, que lo que le tenga que pasar que se quede aquí en la casa, porque hay días que amanece y despierta llorando porque siente cansada, pero en cuestión de su mente ella está consciente”.

“Ha sido una gran mujer y vecina, todos la quieren como tía, los hijos de mi papá también la aprecian, yo no tengo palabras para ella, ella es todo para mí, esperemos que Dios nos la conceda un tiempo más”, finalizó su hija Ángela.

La caravana se realizará el sábado 23 de enero a las 6 de la tarde, en su casa ubicada en la calle 39 #513 entre 62 y 62 A, del centro de Mérida.