Inédita ola de robo de medidores en el fraccionamiento Yucalpetén

Publicado febrero 17, 2018, 11:51 am
FavoriteLoadingAdd to favorites 4 mins

La policía recibirá no una manita de gato, sino el apoyo de muchas manos y, sobre todo ojos, para hacer frente a una peculiar ola de robos en Mérida.

Tan sólo en un sector del fraccionamiento Yucalpetén, en el poniente de Mérida, los cacos han sustraído nada menos que unos 55 medidores de agua en las últimas semanas, de acuerdo con igual número de reportes que ha recibido la Junta de Agua Potable y Alcantarillado (Japay).

Ante esos hechos, que afectan sobremanera a los residentes, muchos de los cuales han tenido que pagar (y bastante caros) los medidores, los vecinos decidieron tomar medidas para hacerles frente a los amigos de lo ajeno.

Anoche, el comité vecinal sostuvo una reunión con integrantes del programa Escudo Yucatán, que acudieron ante el llamado de la gente por esta inusitada ola de robos que ha dejado sin medidores de agua a por lo menos 55 familias.

Seis de estos robos ocurrieron el mismo día, de acuerdo con datos que proporcionó una usuaria afectada, quien acudió a la Japay a reportar el robo de su medidor y le indicaron que era la sexta denuncia en cuestión de horas, todos por el mismo rumbo de Yucalpetén.

Los vecinos ya tienen un sospechoso, pero les dijeron que tiene que ser sorprendido in fraganti para que pueda proceder la detención, porque si no es de este modo, el delincuente puede recurrir a Derechos Humanos y saldrá libre.

Según explicaron los vecinos, cada medidor de repuesto tiene un importe de 490 pesos. En caso de haber de por medio una denuncia, se dispensa este cobro. Sin embargo, no todos tienen tiempo de ir a la Fiscalía, donde por cierto existe una oficialía especializada en robos de medidores de luz, agua y placas vehiculares.

Anoche los vecinos recibieron una plática sobre valores, a fin de que haya una convivencia más sana y se enseñen a los niños valores como la honestidad, la honradez, la sinceridad, etcétera, y también para que aprendan a tener autoestima y buenas relaciones con las demás personas.

De acuerdo con los entrevistados, es la primera vez que atraviesan por esta ola de robos, porque el rumbo siempre ha sido muy tranquilo, salvo un crucero donde ocurrían choques frecuentes, pero intervino la Policía y se tomaron medidas viales.

Muchas de las familias tienen más de 30 años viviendo en la zona y se conocen ampliamente, por eso les sorprenden estos robos, que atribuyen a gente de otras colonias coludida con un muchacho “descarriado” del rumbo.

Y lo que más sorprende a los vecinos es que los robos han ocurrido de día. Sospechan que los robos son planeados y no fortuitos, porque en algunas casas han detectado marcas que al parecer les sirven como claves a los ladrones para saber los movimientos de la gente que vive en dichas viviendas.

Por ahora esperan que las autoridades tomen en cuenta sus demandas y que le pongan un freno a esta ola de robos, que les afecta el servicio de agua, pero también el bolsillo.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.