Descaro que Bimbo y Walmart se amparen contra la ley eléctrica: AMLO

Publicado marzo 20, 2021, 12:56 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 6 mins

El presidente Andrés Manuel López Obrador expresó su rechazo a que grandes empresas, como Bimbo y Walmart, impugnen la Ley de la Industria Eléctrica para conservar privilegios.

“Lo leí hoy en la prensa o en las redes, este amparo de Bimbo y de Walmart. Es un descaro ya. Ofrezco disculpa a las dos empresas por estarlo exponiendo, por darlo a conocer, pero ¿cómo van a acudir al amparo para seguir manteniendo subsidios? Les debería de dar vergüenza”, expresó.

Desde Veracruz, el mandatario advirtió que se litigará “hasta las últimas consecuencias, siempre en el marco de la ley”. Aunque para esa hora todavía no se daba a conocer que el juez del caso otorgó suspensiones definitivas que detienen la entrada en vigor de la nueva ley eléctrica, López Obrador previó que el destino de esa norma se decidirá en la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Para la declaratoria de inconstitucionalidad se necesitaría mayoría absoluta o dos terceras partes de los votos de los ministros de la Corte. “Con cuatro ministros que digan ‘no’, ya con eso” se evitaría la anulación, confió.

De modo que, en plena temporada electoral, el anterior será un asunto central. Lo dijo el mismo Presidente: “Vamos a hacer este asunto un tema de debate nacional. Voy a estar informándole al pueblo…”

Remarcó que en caso necesario enviará una iniciativa de reforma a la Carta Magna, no se quedará de brazos cruzados, ni será encubridor de abusos o de protección a una minoría.

“Si se declara inconstitucional, porque dominan los intereses de los grupos empresariales, si los jueces, magistrados, ministros no actúan con justicia –habría que quitarle hasta el nombre de la Suprema Corte de Justicia (y ponerle) Suprema Corte del Derecho o algo así– pero si se declara inconstitucional la ley eléctrica, que es para beneficio del pueblo, pues entonces tendría yo que acudir a presentar una iniciativa de reforma constitucional para dejar la Constitución como estaba cuando el presidente (Adolfo) López Mateos”, expuso.

El objetivo es evitar la quiebra de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), preservar las tarifas de energéticos, generar un trato igualitario para todos los usuarios y combatir la corrupción en el sector.

El mandatario mencionó también a la cadena de tiendas de conveniencia Oxxo como un ejemplo de que grandes corporativos pagan en sus sucursales menores tarifas de luz que las tienditas de barrio.

Explicó que Bimbo y Walmart participan en una empresa productora de energía eólica y, por tanto, compran la energía más barata que los consumidores en general.

En ese punto aseveró que paga más una familia de clase popular o de clase media que lo que eroga en luz un Oxxo.

“Cuando se va al Istmo, ahí van a ver ustedes las plantas, los ventiladores de generación de energía eólica que dicen ‘Bimbo’ o ‘Walmart’. Esa energía se sube y, según los reglamentos de la reforma energética, esa una energía limpia que tiene muy bajo costo. Entonces, esa energía de bajo costo es supuestamente la que le llega a Walmart y le llega a Oxxo y le llega a Bimbo, y por eso pagan menos”, dijo.

“Eso es todo, no se está nacionalizando, no se está expropiando, se están respetando los contratos, lo único es una modificación a la ley eléctrica para que no existan estas concesiones, estos excesos, estos subsidios”, aseveró.

El tema fue puesto en la mesa por el jefe del Ejecutivo al reiterar que en el periodo neoliberal se dejó sin protección a la CFE y a Petróleos Mexicanos; en el mejor de los casos, los tecnócratas les dieron el mismo trato que a extranjeras como Iberdrola, de ahí que el rescate de las empresas públicas genere los amparos.

Al final de la conferencia le preguntaron si era verdad que el productor Epigmenio Ibarra recibió un préstamo de 150 millones de pesos de la banca de desarrollo. El Presidente dijo que “puede ser cierto” porque las firmas de Ibarra tienen esa posibilidad.

Sin embargo, subrayó que en su gobierno no se dan créditos a cambio de favores políticos o relaciones de complicidad y tampoco se reparte chayote ni se subvenciona a nadie. Como sabía que le iban a preguntar del tema publicado “para dañarnos”, espetó que Kimberly Clark, de Claudio X. González, tiene también un crédito con Bancomext, de mil millones.

Con información de La Jornada