Explota panadería: el horno no tenía respiradero de gases

Acaban en el suelo los panaderos, uno alcanzado por el flamazo, y una cajera resulta herida.

2515

Una explosión en una panadería, ocasionada por acumulación de gases a falta de un respiradero en el horno, dejó dos trabajadores lesionados y un tercero con una crisis nerviosa.

Los más afectados fueron un panadero que resultó con pérdida de vello e irritación de piel en ambos brazos, y una cajera con una herida cortante en una pierna.

Los hechos ocurrieron este jueves cerca de la 10:30 de la mañana en la panadería La Nueva Esperanza, ubicada en el centro de Celestún.

Los panaderos estaban haciendo pan en un de acero cuando de pronto se generó una explosión causada por la falta de respiradero en el horno.

El establecimiento es propiedad de Fernando Dzib Uc, de 40 años, quien vive en el mismo domicilio de la panadería.

A causa de la explosión cayero al piso el panadero Danny Daniel Borges Tzuc, de 30 años y con domicilio en Celestún, quien resulto con pérdida de vello e irritación de la piel en ambos brazos.

José Macario Keb González, de 35 años y vecino de Chunchucmil, comisaría de Maxcanú, resulto con una crisis nerviosa.

Ambos fueron llevados al centro de salud del puerto, ubicado a una cuadra de la panadería.

Por su parte, la cajera Graciela Esquivel Cuytún, de 26 años y quien vive en la panadería, sufrió una herida cortante en la pierna izquierda, pero se negó a ser revisada.

También no quiso ser valorado el joven panadero Jonathan Dzib Solís, de 22 años, quien aparentemente no presento lesión.

Comentarios

Comentarios