Jóvenes mayas con discapacidad denuncian que no son atendidos por el programa Bienestar

Publicado julio 30, 2021, 11:08 am
FavoriteLoadingAdd to favorites 3 mins

Por: Bernardo Caamal Itzá

Felipe Carrillo Puerto, Quintana Roo.- “Que no nos engañen, queremos ser atendidos”, señalan mayas con capacidades diferentes oriundos de una de las comunidades del municipio de Felipe Carrillo Puerto, ubicado en el centro del estado de Quintana Roo.

La denuncia que llegó a nuestra mesa de redacciónla envía Nicolasa Poot Tuz, una de varios jóvenes con capacidades diferentes de Yaxley, debido a que les llegó solo la tarjeta de Bienestar, pero hasta la fecha no les depositan. Han hecho innumerables gestiones en los últimos 20 meses sin recibir respuesta.

En la misma situación está Rubén Tzuc May, una de las seis personas que hicieron su solicitud al apoyo del programa del Bienestar, pero con más de dos años de trámites no reciben deposito alguno.

Tzuc May, con discapacidad visual, ha acudido a las autoridades del programa en Felipe Carrillo Puerto, incluso, uno de los solicitantes de esta misma comunidad les ha dicho que han recibido el apoyo económico, aunque resaltan que todo es falso.

Otro de los jóvenes afectados es Anayelli del Rosario Ay Poot, de 21 años y oriunda de la misma comunidad, quien padece de capacidad motriz.

“A las autoridades de Bienestar de Quintana Roo no les importa la situación en que nos encontramos y de nuestra situación física, ya que hemos acudido infinidad de veces a sus oficinas, pero sin resultado alguno”, denuncia.

“Nos dicen solucionar nuestros problemas, y nos han fecho firmar otros documentos, ya que según ellos nos han suspendido, y con este documento, nos reactivan en el programa, pero la verdad han pasado más de seis meses y nada”, resaltan afectados de Yaxley.

“Quienes vivimos con discapacidad, tenemos múltiples problemas. Primero al vivir en esta comunidad, tenemos que viajar más de ocho kilómetros en taxi de Yaxley para salir a la comunidad de Señor, y de ahí viajar de nuevo a la ciudad de Felipe Carrillo Puerto, unos 35 minutos más, y eso es muy costoso”.

“Luego, por nuestra situación, no podemos andar solos, tenemos que buscar que alguien nos acompañe, y eso encarece mucho más nuestra gestión con el fin de buscarle solución a nuestro problema. En verdad si necesitamos del apoyo, espero que nuestra comunidad siempre nos acompañe y le haga saber a los funcionarios de nuestras penalidades en Quintana Roo”.