A prisión ‘abogado incómodo’ para especuladores de tierras

Lo sentencian a seis años de cárcel y al pago de 70 mil pesos por ataques peligrosos contra dos hermanos de Komchén, uno de los cuales perdió la visión en un ojo.

1794

Requerido por el sistema de justicia penal antiguo, se detuvo al abogado Marcos Manuel Santos Pech, a quien se acusa de hechos que ocurrieron en 2007.

Se le capturó para que cumpla una sentencia de seis años y 11 días de prisión que se le impuso por el delito de lesiones cometidas en pandilla, derivadas del ataque contra dos hermanos en Komchén, uno de los cuales perdió la vista en un ojo.

El caso corresponde al sistema penal antiguo y se fue atrasando porque el abogado recurrió a varias instancias para defenderse, aunque permanecía prófugo desde meses atrás.

La sentencia fue dictada por el Juzgado Segundo Penal (sistema antiguo), que además lo condenó al pago de poco más de 70 mil pesos por concepto de reparación del daño.

Se le negaron los beneficios sustitutivos de la sanción, por lo que deberá pasar los seis años en prisión.

De acuerdo con el expediente, los hechos ocurrieron el 19 de diciembre de 2007, cuando los hermanos, dos comerciantes conocidos de Komchén, estaban en su casa y llegó Marcos Santos acompañado de varias personas, al parecer para reclamar un problema de tierras, y tras una serie de amenazas atacaron a las víctimas, que sufrieron lesiones calificadas.

El primero presentó heridas que tardan menos de 15 días en sanar, pero al otro hermano a causa de los golpes perdió la visión en un ojo.

A Marcos Santos, oriundo también de Komchén, se le conoció en su momento como “abogado incómodo”, ya que lleva en su mayoría asuntos agrarios, por los cuales se hizo enemigo de especuladores de tierras.

Comentarios

Comentarios