Aún no comienza la rifa del avión presidencial y ya se vendió la mitad de boletos

Publicado febrero 13, 2020, 9:19 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 4 mins

MÉXICO, 13 de febrero de 2020.- El presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que los empresarios con los que se reunió ayer expresaron su respaldo a la decisión de rifar el avión presidencial y se lograron acuerdos por más de tres millones de boletos o “cachitos”.

“Ayer ya obtuvimos compromisos de dispersión, compra de boletos por la mitad de los tres mil millones que estamos pensando obtener, es decir, ayer hubo compromisos por mil 500 millones de pesos. Como 75 empresarios (ayudarán) con un poco más de tres millones de boletos, casi la mitad (de los seis millones a rifar)”, reveló.

Dijo que a finales de este mes la Lotería Nacional empezará a distribuir los “cachitos”, y confió que “todos van a ayudar porque, repito, esto va a servir para comprar equipos médicos, tomógrafos, equipos de rayos X, ambulancias. Y se va a informar a dónde van a ir esos equipos, a qué centros de salud, a qué hospitales, de eso también se habló ayer”.

Durante su conferencia de prensa en Palacio Nacional, el mandatario federal explicó que ante los integrantes de la iniciativa privada habló acerca del actuar de los servidores públicos que -aseguró- debe ser con austeridad e interesarse solamente en los negocios públicos.

“Los empresarios tienen el derecho de usar su dinero de la manera que quieran y darse la vida que quieran, y tener carros de lujo, aviones y yates, pero es muy distinto el comportamiento que debe seguir, el proceder de un servidor público; no puede un servidor público actuar con extravagancias. ¡Cómo un servidor público va a tener aviones de lujo y helicópteros de lujo y va a actuar de manera faraónica!”, expresó.

López Obrador indicó que la rifa de dos mil millones de pesos, valor equivalente al avión presidencial, es un “acto aleccionador” para que en México nunca se vuelvan a utilizar los recursos públicos para hacer un gasto como el que se hizo para adquirir la aeronave en el sexenio de Felipe Calderón.

“Los servidores públicos ya no puedan utilizar aviones privados, helicópteros privados y se aplica una política de austeridad, se está mandando un mensaje claro. Y de eso hablamos ayer, de que no es nada más la rifa, quién se saca el premio, sino es un acto aleccionador, una acción aleccionadora para que nunca jamás nadie se atreva a ofender de esa manera al pueblo de México, que se terminen esos excesos”, acusó.

La rifa se realizará el próximo 15 de septiembre, los boletos se empezarán a vender el 1 de marzo, habrá 100 ganadores de 20 millones de pesos. La Lotería Nacional pondrá en circulación 6 millones de boletos, pero el presidente busca que los empresarios adquieran 4 millones y los dos restantes sean vendidos al público en general.

El presidente aseguró que algunos empresarios no pudieron estar presentes, por encontrarse fuera del país, pero expresaron que sí colaborarán en la rifa, por lo que se espera que se alcance la meta trazada.

“Vamos a obtener más porque algunos no pudieron estar, están afuera del país o en otras actividades, pero nos mandaron decir que ellos participan, o sea, que está abierta la participación para que otros hagan lo mismo”, indicó.