Ya se pudo en Tabasco, ahora que siga Yucatán: Ramírez Marín

El senador priista pide que las medidas autorizadas en Tabasco se extiendan a lugares como Yucatán, donde el alza en las tarifas supera a todos los demás estados, y celebra que los análisis de universidades sean tomados en cuenta para establecer tarifas más justas.

986

El senador Jorge Carlos Ramírez Marín urgió al gobierno federal a que realice una revisión a la baja de las tarifas eléctricas en Yucatán a fin de que se tenga un trato igualitario entre las entidades que presentan mayor problemática con el costo de la energía.

En conferencia de prensa, el también vicepresidente de la Cámara de Senadores, celebró que desde el gobierno federal se reconozca que existen tarifas injustas y se cumplan promesas de campaña como la condonación de pagos a los deudores de energía eléctrica en Tabasco, pero consideró que esa medida debe extenderse a otros estados de la República.

Recordó que el último año, en Yucatán se registraron las alzas tarifarias más altas del país, con hasta 195 por ciento de incremento para uso comercial e industrial, situación que complica el desarrollo del estado, de ahí que hizo un llamado a que el gobierno federal revise y atienda una demanda que desde hace seis años han manifestado los yucatecos.

“Pero esa promesa (eliminar adeudos con la Comisión Federal de Electricidad) la hicieron porque reconocieron que es injusto lo que pagaban los tabasqueños, hoy tiene que reconocer que es injusto lo que pagan los yucatecos. El gobierno tiene que hacerse cargo de que no puede haber medidas discriminatorias, son decisiones ejecutivas que deben ser parejas para todos”, explicó.

En ese sentido, detalló que Yucatán debe incluirse en el esquema de tarifas de menores costos, denominadas F1, y que de acuerdo a la Comisión Federal de Electricidad (CFE), se aplican en localidades con una temperatura media mínima en verano de 33 grados centígrados.

El político yucateco, detalló que hasta hace poco la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y la Comisión Nacional del Agua (Conagua) eran las dependencias encargadas de fijar las entidades que presentan estas temperaturas, por lo que resulta muy atractivo que a partir de esta administración sean las Universidades quienes determinen la temperatura ambiental para el establecimiento del costo tarifario, por lo que adelantó que solicitará a la Universidad Autónoma de Yucatán (UADY), un análisis al respecto.

Ramírez Marín consideró que la condonación de adeudos por 11 mil de millones de pesos, es una decisión ejecutiva que debe ser pareja para todo el país, por lo que confió a que en breve se establecerá una mesa de trabajo con el gobierno federal para establecer los pasos y medidas para fijar tarifas justas en Yucatán.

Además, esperó a que en el menor tiempo se realice una reunión con los sectores productivos del estado y el gobierno local para definir cómo se va a proceder.

En otro tema, adelantó que solicitará al Senado que se reactive la mesa de trabajo para atender los movimientos migratorios que atraviesan el país para llegar a la frontera norte, pues aseguró que se deben tomar medidas ante la creciente oleada de personas que se encuentran en nuestras fronteras con la intención de llegar a Estados Unidos.

Comentarios

Comentarios