Traficante vinculado a alta funcionaria de la PGR en Yucatán

Publicado septiembre 29, 2017, 12:20 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 5 mins

Eduardo Guadalupe Beltrán Gómez, quien fue detenido en la entrada de la privada Algarrobos por cometer una infracción de tránsito y resistirse al arresto, está vinculado a altos funcionarios de la Procuraduría General de la República (PGR) en Yucatán, además de que también está ligado a la mafia pepinera.

El sujeto, quien ha sido detenido por tráfico ilegal de pepino de mar, conducía un vehículo propiedad de María del Mar Flores, subcoordinadora de Ministerios Públicos de la PGR en Yucatán.

Beltrán Gómez conducía la camioneta Ford Explorer verde placas ZAR-409-A, a nombre de la funcionaria federal, cuando cometió la infracción de tránsito. Agentes de la SSP le pidieron que se parara, pero ignoró las órdenes.

Se le persiguió hasta que llegó a la caseta de acceso a la privada Algaborros (ubicada en el norte de la ciudad), pero no pudo entrar inmediatamente porque otro vehículo lo precedía y el conductor estaba proporcionando sus datos a los vigilantes para que levantaran la pluma y le permitieran el acceso.

Beltrán Gómez sostiene relaciones cercanas con María del Mar Flores, quien personalmente se presentó a la policía para exigir su libertad, que en ese momento no logró porque no había funcionarios que la recibieran. Sin embargo, poco más tarde se tramitó un amparo que derivó en la liberación del infractor de tránsito.

Otras publicaciones señalan a Beltrán Gómez con vínculos con la delincuencia organizada en el norte del país. Igual se le menciona como traficante de especies en veda permanente.

De esto último Yucatán Ahora publicó que a fines de junio de 2013 agentes de la Policía Federal Ministerial y de la Secretaría de Seguridad Pública catearon dos bodegas clandestinas operadas por el grupo delictivo de los Beltrán Leyva, donde se almacenaba pepino de mar capturado ilegalmente en la costa yucateca.

El operativo fue resultado de la detención en días previos, en las inmediaciones de la Gran Plaza, de Marco César Beltrán Zazueta, de 21 años, originario de Culiacán, Sinaloa, y cuatro de sus empleados que fueron reportados como sospechosos cuando aguardaban en el interior de una camioneta.

Al hacer una revisión de rutina, los agentes de la SSP localizaron dos cajas y dos sacos con pepino de mar, por lo que Beltrán Zazueta fue puesto a disposición de la delegación local de la PGR, y sus empleados fueron puestos en libertad.

Con el testimonio de Beltrán Zazueta la PGR obtuvo sendas órdenes para catear dos predios que eran utilizados para almacenar el pepino de mar capturado de manera ilegal en los puertos yucatecos.

En el predio sin número de la calle 13 con 12 de colonia Los Tamarindos los agentes federales y estatales aseguraron 700 kilos de pepino de mar seco y 100 fresco. Aunque no se logró la captura de ninguna persona, la PGR ceduló el predio y el Chevy placas YZG 4381, propiedad del Ayuntamiento de Mérida.

La segunda operación se realizó en el predio 112-A de la calle 21 con 24 de la colonia Chuburná, donde se logró el aseguramiento de una tonelada del equinodermo semifresco y la detención de Eduardo Guadalupe Beltrán Gómez y Urbano Sánchez Vázquez, originarios de Culiacán y Michoacán, respectivamente.

En el cateo se decomisó una camioneta Estaquitas con placas YP-23359, y aunque se utilizó perros de búsqueda para tratar de ubicar otros productos como drogas, no dio resultado.

Según reportes periodísticos, el 30 de julio de 2011 Beltrán Gómez fue detenido junto con tres personas más por elementos de la Secretaria de Seguridad Pública del Estado de Ensenada, Baja California por participar en el presunto plagio de Horacio Xavier Solís Ríos.

Las versiones periodísticas señalaron en aquel entonces que los detenidos tenían relación con el cártel de los Beltrán Leyva.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.