Senador Ramírez Marín logra programa permanente para prevenir adicciones

Publicado noviembre 19, 2020, 9:16 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 4 mins

MÉRIDA.- En medio de la discusión para la legalización de la marihuana, la cual fue aprobada este jueves en la Cámara Alta, el senador Jorge Carlos Ramírez Marín presentó varias reservas, entre las que destacan elevar la edad a 23 años y la creación de un programa permanente de prevención y tratamiento de adicciones, de cuyos avances deberá informarse anualmente al Poder Legislativo.

Sin embargo, solo se aprobó que la modificación para que el Instituto Mexicano para la Regulación y Control del Cannabis rinda un informe periódico al Congreso sobre los resultados del programa para la atención de las adicciones, así como la situación sobre esa problemática en el país.

En intervención en tribuna, el legislador yucateco expuso el grave problema de adicciones que hay en México, por lo cual no es recomendable abrir tienditas de marihuana por todas partes, como propuso un senador de Morena.

“Estamos llegando tarde, no debemos celebrarlo solamente, sino abrir una reflexión profunda, pues va a representar un gran cambio en la sociedad”, advirtió. “No es solo por el gusto de fumarse un churro o por tener el placer a la mano”.

“En México el 8 por ciento reconoce que ha consumido por lo menos una vez alguna droga, y lo que preocupa es que ha disminuido la edad en la que se inicia el consumo”, señaló.

“En la población de 12 a 17 años, los menores que tanto protegemos, creció el consumo entre ellos al doble, de 3.3 por ciento pasó a 6.4 por ciento”, subrayó. “Y no fue la marihuana la droga que aumentó más su consumo, sino que fueron las llamadas drogas duras, que pasaron de 2.9 a 6.2 en esta población de 12 a 17 años”.

“Cada vez más jóvenes, cada vez más pronto y cada vez de una manera más definitiva están avanzando las drogas, porque el acceso de las drogas ha aumentado y el que te ofrece una te ofrece todas”, alertó.

“Si no controlamos una, si no la regulamos pronto, vamos a ser una sociedad de adictos”, advirtió Ramírez Marín.

“Ese es el riesgo que corremos al abrir tienditas de marihuana en todos lados, tienditas de cannabis en alimentos, dulces, etcétera”, enfatizó. “Existe ese riesgo si fracasamos, si renunciamos a nuestro deber de estado, por ese celebro que la comisión haya accedido a esta modificación”.

Junto con la senadora Xóchitl Gálvez, del PAN, Ramírez Marín logró que en el artículo transitorio que establece la obligación de rendir un informe que sea permanente y que se dé cuenta al legislativo de los avances del programa nacional de combate a las adicciones y para tratamiento de ellas.

“Cada año aumenta el presupuesto de la Secretaría de Seguridad Pública, la Guardia Nacional, la Secretaría de la Defensa Nacional, ¿y cuál ha sido el resultado?”, se preguntó.

Por el contrario, lamentó, cada año disminuye el presupuesto para el combate a las adicciones.