Reportan empresas no esenciales que trabajan a escondidas

Publicado abril 27, 2020, 6:40 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 2 mins

MÉRIDA, 27 de abril de 2020.- Aunque desde hace varios días se informó que solo negocios esenciales laborarían en Yucatán, como parte de las medidas preventivas por el coronavirus, son varios los establecimientos que lo siguen haciendo a pesar de no ser de primera necesidad.

Hasta ahora varios comercios han sido clausurados, el más reciente fue el de Pinturas “Ribo”, suspendido el sábado 25 de abril.

A nuestra redacción han llegado múltiples denuncias de negocios que siguen trabajando incluso a escondidas, como el caso de Office Depot, lugar que fue cerrado por Protección Civil y donde, de acuerdo con empleados, los obligan a seguir trabajando a puerta cerrada.

“Siguen trabajando Office Depot de Altabrisa, Montejo y Dorada. Entran por atrás para que parezca que la tienda está cerrada y abren y cierran rápidamente los portones para sacar sus unidades. Por eso siguen rondando las camionetas de entrega por la ciudad” indicaron en su denuncia.

Otro comercio con situación similar fue Chapur Centro, el cual reanudó sus labores, pero los empleados trabajan a puerta cerrada e ingresan por las rejas del estacionamiento.

Entre los negocios que trabajan a puerta cerrada informaron de un Call Center ubicado en la calle 60, así como trabajadores de Grupo Asís.

También se encuentran empresas con personal extenso que aún siguen trabajando, como la fábrica de muebles Sitwell, ubicada en Dzibikak, la empresa Kekén, entre otras.