Por Covid-19, se desploma 13% el turismo arqueológico: Yucatán, de los más afectados

Publicado abril 08, 2020, 1:04 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 5 mins

MÉRIDA, 8 de abril de 2020.- Durante el primer trimestre del año, el turismo arqueológico y museográfico disminuyó en México en cerca del 13 por ciento, con respecto al mismo período de 2019, a consecuencia del coronavirus 2 del Síndrome Respiratorio Agudo Grave (SARS-CoV-2) causante de la enfermedad Covid-19, reveló el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

La pandemia provocó el cierre de las 171 zonas arqueológica abiertas al público así como de los 99 museos que hay en la República Mexicana, por lo que en marzo de 2020 la afluencia cayó en poco más de 40 por ciento en comparación con el tercer mes del año anterior.

De enero a marzo del año en curso, a los museos y ciudades precolombinas ingresaron seis millones 404 mil 200 personas, con una reducción del 12.4 por ciento con respecto al mismo período de 2019, cuando el total fue de siete millones 312 mil 247.

De este total, tres millones 610 mil 87 personas ingresaron a las ciudades prehispánicas, el 56.4 por ciento, y dos millones 794 mil 113 visitantes acudieron a los museos, el 43.6 porcentual.

Asimismo, del total de paseantes, cuatro millones 892 mil 868 eran nacionales, el 76.4 por ciento, y un millón 511 mil 332 eran extranjeros, el 23.6 porcentual.

En este período, el turismo arqueológico decreció en 16.8 por ciento, ya en 2019 fueron cuatro millones 340 mil 182 los que ingresaron a los sitios autorizados.

Por tercer mes consecutivo, Chichén Itzá ocupó el primer lugar nacional en afluencia, desbancando a Teotihuacán, aunque el impacto de influencia fue más notable en la segunda zona arqueológica.

Durante el trimestre, a Chichén Itzá ingresaron 623 mil 992 personas, con un decremento del cinco por ciento, mientras que Teotihuacan recepcionó a 574 mil 484 turistas, con un retroceso del 41 por ciento, y Tulum, con 414 mil 295 paseantes, con una disminución del 27.3 porcentual

A Chichén Itzá acudió el 17.3 por ciento del total del turismo arqueológico, a Teotihuacán, el 15.9 por ciento, y a Tulum, el 11.5 porcentual, es decir, estos tres sitios concentraron poco menos de la mitad de los paseantes, específicamente, el 45 por ciento.

El impacto también fue notable en Uxmal, que se ubicó en el décimo lugar, con el 2.08 por ciento del total nacional, Dzibilchaltún quedó en el peldaño 16, con el 0.9 por ciento, y Ek’Balam, en el lugar 17, con el 0.87 porcentual.

Coronavirus covid-19

El 27 de febrero de 2020 apareció en México el primer infectado por Covid-19, y 17 días después, específicamente, el 13 de marzo de 2020, se registraron los primeros dos casos en la Península de Yucatán.

En esta ocasión, la primavera inició el 19 de marzo, y tan sólo en ese día arribaron más de siete mil personas, quienes presencial el fenómeno arqueoastronómico del descenso de Kukulcán sobre la alfarda noroeste de El Castillo, debido al equinoccio.

Ante la masiva afluencia que se esperaba, a partir del 20 de dicho mes, el INAH optó por cerrar la zona arqueológica, como medida preventiva para evitar la propagación de la pandemia, y posteriormente, el lunes 23, en Yucatán se suspendió el acceso a las 17 zonas arqueológicas abiertas al público.

Tan sólo en ese mes, a las zonas arqueológicas y museos del país ingresaron un millón 386 mil 545 turistas, con una disminución del 44.6 por ciento, ya en marzo de 2019 fueron dos millones 504 mil 270 personas.

En el caso de los sitios arqueológicos, fueron 831 mil 355 visitantes los que pagaron por el acceso, con una reducción del 45.3 por ciento, ya que en el tercer mes del año pasado fueron un millón 520 mil 201 individuos.

Tan sólo a Chichén Itzá ingresaron 137 mil 836 visitantes, con un retroceso del 38.6 por ciento con respecto a marzo de 2019, mientras que a Teotihuacán fueron 133 mil 77 personas, con una disminución del 61.8 por ciento, y a Tulum arribaron 91 mil 979, con un decremento del 43.6 porcentual.