‘Pape Li’ llega a los 101 años en tiempos de pandemia

Publicado agosto 17, 2021, 11:14 am
FavoriteLoadingAdd to favorites 4 mins

Hoy es un día muy especial, el señor José Librado Concha Casanova festeja su cumpleaños número 101.

Nacido un 17 de agosto de 1920 en la población de Santa María, municipio de Cansacab, donde vivió la mayor parte de su vida, lo conocen como Don Li, aunque sus hijos le dicen “Pape” o “Papá Grande” de cariño por sus 21 nietos, 27 bisnietos y cinco tataranietos.

La fecha de su cumpleaños siempre la espera con mucha emoción ya que siempre se le festeja con pastel, comida y la presencia de su familia. Ese día se toma sus cervecitas y le gusta que le tomen muchas fotos.

El año pasado todo estaba listo para hacer la fiesta en grande con toda su familia, mariachis y música en vivo en su natal Santa María, pero con la pandemia se tuvo que cancelar y tuvo un festejo diferente en casa.

Desde pequeño lo criaron sus papás los señores José Vicente Concha May y la señora María Mercedes Casanova Cen (que en paz descansen), en su juventud se dedicó a trabajar en la terrecería, fue pocero, albarrador y agricultor, siempre trabajó la tierra con lo que le dio sustento a la familia que formó con la señora Martina Cutz Tún y sus siete hijos: Martha (Q.E.P.D), Tula, Rita, Diony, José Vicente, Elvira y Flor. Hace más de 18 años perdió a su compañera y gran amor.

Su vida no fue fácil y a base de mucho trabajo y esfuerzo ha visto crecer a la gran familia que tiene. Don Librado aún se conserva fuerte, reconoce a cada uno de sus familiares, amigos y vecinos, habla con todos ellos, se mantiene lúcido y saludable gracias a la buena alimentación y cuidados que lleva como tomar mucha miel, comer frutas y tomar mucha agua.

Recuerda que cuando era joven se dedicaba a cazar como se tenia que hacer antiguamente para llevar el alimento a sus hijos, cosechaba de su milpa y sembraba todo lo que se podía para poder salir adelante.

Siempre fue católico, asistía a misa y hacia rosarios con sus nietos a los que les leía la biblia. De joven bailaba vaquería y siguió bailando hasta los 75 años, es gran admirador y aficionado del béisbol. Como buen yucateco sigue viendo todos los juegos en la tele y no se va a dormir sino hasta que terminen los partidos.

Mayero y orgullosamente mestizo de pies a cabeza, siempre se ha ataviado con el traje regional que ha portado toda su vida. Don Librado es la cabeza de una gran familia, fue un padre hogareño y es un abuelito amoroso y un gran ejemplo a seguir para todos.

Le deseamos feliz cumpleaños 101 a “Pape Li”.