Odio profundo contra su yerno lo lleva al Cereso

Inician proceso penal al suegro que mató a joven músico y cantante que dormía en un predio de Yaxkukul.

2659

La Fiscalía General del Estado presentó ante el juez a José Benjamín Cimé Poot, de 57 años de edad, como presunto responsable del asesinato de su yerno Mario Ávila Lara, de 28 años, a quien le clavó un cuchillo cuando el joven dormía en una casa de la colonia Nopalera, en Yaxkukul.

El caso se turnó al Juzgado Segundo de Control del Centro de Justicia Oral de Mérida, donde los fiscales le formularon cargos al presunto homicida, quien le asestó certera cuchillada en el pecho a su yerno, originario de Tixkokob y quien era conocido cantante en la región.

Tras ser puesto a disposición del Juez se le formularon imputaciones por el delito de homicidio calificado, que es sancionado hasta por 40 años de prisión.

Como medida cautelar se le impuso la prisión preventiva y en la audiencia se resolvió su situación jurídica del acusado, quien fue vinculado a proceso penal por esos cargos, quedando la medida cautelar por todo el tiempo que dure el proceso.

El Juez concedió un plazo de cuatro meses para el cierre de las investigaciones complementarias.

La tragedia ocurrió la mañana de este lunes, cuando el suegro sorprendió durmiendo a Mario Ávila en un hamaca, pues una noche antes había ido a llevarle dinero a su esposa para la manutención de sus hijas, pero se le hizo tarde y ella le pidió que se quede a dormir.

La pareja estaba separada, no por problemas entre ellos, sino porque el suegro no aceptaba al joven músico, quien era ex vocalista del grupo Calavera Show.

Cuando Mario vivía en el domicilio de Yaxkukul tuvo varios enfrentamientos con Cimé Poot, quien le tenía profundo odio. Esto motivó a que el músico se saliera de la casa, pero nunca descuidó la manutención de sus hijas menores de edad.

Por eso cuando el domingo por la noche fue llevarle dinero, la esposa le pidió que se quedara a dormir y ya al día siguiente se iría.

Esa misma noche llegó Cimé Poot con uno de sus hermanos y se pusieron a embriagarse a las puertas de la casa toda la madrugada.

Cuando entró ya por la mañana descubrió que su odiado yerno estaba durmiendo en la casa, por lo cual se apoderó de un cuchillo y lo atacó aprovechando su sueño.

Le clavó el cuchillo en varias ocasiones, pero la puñalada mortal se le dio en el pecho, a la altura del corazón.

Mortalmente herido, con el arma clavada en el pecho, el joven se paró pero solo dio unos pasos y cayó.

La familia pidió ayuda a la policía y Cimé Poot fue detenido. Ahora enfrenta proceso penal por el que podría recibir hasta 40 años, pues el asesinato se cometió con alevosía y ventaja.

Comentarios

Comentarios