No solo ciclones y ondas tropicales generan lluvias en la Península de Yucatán, también la vaguada maya

Publicado mayo 11, 2021, 9:57 am
FavoriteLoadingAdd to favorites 5 mins

La temporada de lluvias en la región de la Península de Yucatán inicia oficialmente el próximo 15 de mayo, aunque ya desde la semana pasada los patrones atmosféricos mostraron un adelanto de la misma. Generalmente, los principales fenómenos meteorológicos que favorecen lluvias en la temporada son las ondas tropicales y los ciclones, aunque se tienen mucho más fenómenos no tan conocidos pero igual de importantes.

La mayor parte de la población tiene bien ubicadas a las ondas tropicales y los ciclones tropicales como los principales proveedores de precipitación en nuestra zona, esto probablemente porque desde tiempo atrás solo se daba información de estos sistemas. No obstante, hay varios factores adicionales que causan lluvias, los cuales son poco usados por algunas fuentes de meteorología oficiales o de plano no las mencionan.

Ondas tropicales y ondas del Este

Además de las ondas tropicales, también llegan a nuestra zona las ondas del este, muy similares a las primeras, pero con características distintas de intensidad y zona de formación. Ambas se caracterizan por ser vaguadas invertidas con movimiento al oeste, que aportan vorticidad e inestabilidad conforme avanzan.

Las ondas tropicales son generalmente ubicadas al salir de África y llegar a nuestra zona, y las ondas del este se pueden formar en el Caribe o Atlántico con mucho mayor frecuencia. Ambas generan lluvias en la península.

TUTTs y vórtices en niveles superiores

En la temporada de lluvias también se presentan sistemas meteorológicos en niveles altos de la tropósfera, que al entrar en fase con sistemas en superficie, favorecen mucha inestabilidad y lluvias muy intensas. Una TUTT (Vaguada tropical de niveles altos de la tropósfera) es capaz de incrementar de manera significativa la inestabilidad por debajo de ella, sobre todo cuando coincide con ondas tropicales, ondas del este o con vaguadas térmicas. Los vórtices son desprendimientos de las TUTTs que se aíslan e influyen de igual manera.

En ocasiones, los mapas del tiempo no marcan ningún sistema meteorológico organizado en superficie, lo que aparentemente indica que todo estará tranquilo. Pero los sistemas meteorológicos anteriormente descritos están arriba, ocultos, y a espera que se forme alguna tormenta para intensificarla y dejar lluvias importantes. Es por eso que es crucial analizar la atmósfera cuidadosamente.

Giros monzónicos

A principios y finales de la temporada de lluvias y ciclones tropicales, se forma una extensa zona de inestabilidad, repleta de vórtices sobre la región de Centroamérica, llamada Giro Monzónico Centroamericano. Esta extensa zona es capaz de dejar lluvias torrenciales por varios días sobre dicha región y puede extenderse hasta el sureste de México y la Península de Yucatán. En muchas ocasiones, es la cuna de los primeros ciclones tropicales de la temporada en el Caribe y Pacífico.

Circulaciones locales: La Vaguada Maya

Además de los sistemas meteorológicos organizados que se presentan en esta temporada de lluvias, la Península de Yucatán tiene un factor particular y local que puede mantener las precipitaciones en la zona. Se trata de nuestra vaguada maya.

La vaguada maya o vaguada térmica se forma desde el oriente de Yucatán, hasta el suroeste de Campeche por el calentamiento diurno. Tiene esa extensión por la situación geográfica en la zona. Al formarse, absorbe aire húmedo desde el golfo de México y mar Caribe hacia su interior, mismo que asciende, se condensa y forma lluvias si se dan las condiciones.

En muchas ocasiones, esta vaguada se combina con sistemas más organizados, como ondas tropicales, ondas del este, vórtices o TUTTs generando tormentas importantes. De la misma manera, es la responsable de que la brisa penetre mucho más hacia el centro de la península, refrescando las tardes.

Met. Juan Antonio Palma Solís
Coordinador de Meteored.mx