Emotivo adiós al policía Raúl Adrián Couoh Aké: es de esos hombres que nunca se van

Publicado julio 25, 2021, 1:07 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 7 mins

Con un reconocimiento a su labor y entrega, el titular de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), Luis Felipe Saidén Ojeda, despidió desde el Mausoleo del Policía, en el Cementerio de Xoclán, al agente Raúl Adrián Couoh Aké, fallecido el viernes pasado en el cumplimiento de su deber, a manos de unos sicarios que le dispararon.

“Cuando muere un policía en el cumplimiento de su deber, no solo se pierde a un servidor público, sino a un hombre o a una mujer cuyo proyecto de vida se basaba en cuidar a las personas. Por eso, cuando muere un policía en el cumplimiento de su deber, pierde la sociedad, no solo la corporación; venimos hoy a despedirnos de un héroe de vida real que con hechos supo honrar la profesión de policías”, expuso Saidén Ojeda.

Destacó que el joven, quien tenía de 23 años de edad, que desde la primera vez que portó el uniforme de la Secretaría de Seguridad Pública en enero de 2018 lo hizo con dignidad y valor y no se apartó ni un instante de la misión de servir y proteger.

“A Raúl Adrián Couoh Aké lo han separado de nosotros de manera cobarde, del castigo a sus victimarios se encargarán las leyes, lo que hoy tenemos es un profundo dolor, lo que nos queda y habremos de atesorar es su honestidad, profesionalismo y vocación de servicio”, resaltó.

Muy temprano se ausenta físicamente, lamentó, no hay manera de describir con palabras el vacío que deja en las vidas de quienes lo amaron y lo amarán por siempre. Reciba su familia nuestras más sentidas condolencias, a su mamá, señora María Juana Aké, su padre, Sargento Segundo de la Fuerza Aérea Mexicana, Santos Rosario Couoh, su hermano, policía tercero Eduardo Josúe, a sus tíos Gerardo y Jesús Hilario, que también son elementos de la Secretaría de Seguridad Pública.

“Ellos como nosotros saben bien que la vida del policía no es fácil, exige esfuerzo y sacrificio en el cumplimiento del deber”.

Recordó que apenas hace una semana falleció el policía tercero José Luis Canul Cimá, de 42 años de edad y 17 años de servicio.

“También murió cumpliendo con su deber, también entregó su vida con heroísmo para preservar la seguridad y la paz de Yucatán así comenzó cuidando de la gente y así después de 17 años hasta el último minuto llegó al final de la existencia. José Luis Canul Cimá falleció en un accidente durante el operativo para detener a una persona que por su comportamiento en la vía pública representaba un riesgo para los demás”, precisó.

“Quiero agradecer a mucha gente que, de manera personal por las redes sociales, y a través de los medios de comunicación nos han enviado mensajes de pésame y respeto por la muerte de nuestros compañeros, en verdad, apreciamos que valoren el trabajo que realizan los policías todos los días para salvaguardar la integridad y del patrimonio de la sociedad”.

Y desde este lugar, enfatizó, en el que reposan policías que se entregaron al cuidado de la sociedad, manifestamos nuestro pesar por el fallecimiento de una joven madre, la señora Teresa Aurora Vega Cuellar, a la que esa gente criminal privó de la vida.

“Como he dicho, que sea toda la fuerza de la ley y la justicia la que prevalezca para castigar a cada uno de los responsables”.

“Señoras y señores, damos hoy aquí el último adiós a un policía ejemplar, honor a quien honor merece, Raúl Adrián Couoh Aké, es de esos hombres que nunca se van porque supo ganarse un lugar en la memoria y en el corazón de quienes tuvimos la fortuna de conocerlo, que descanse en paz”, finalizó Saidén Ojeda.

El féretro con el cuerpo del policía tercero Raúl Adrián Couoh Aké llegó poco después de las 10 de la mañana de este día al Mausoleo de la SSP en el Cementerio Xoclán. La carroza fúnebre que salió desde su vivienda en la colonia San José Tecoh la encabezó una descubierta de motociclistas de la corporación yucateca. 

Tras la llegada de la carroza fúnebre, el gobernador Mauricio Vila Dosal y Saidén Ojeda montaron guardia de honor en presencia de los familiares y conocidos de Raúl Adrián. 

Luego del pase de lista a cargo del comandante Luis Julián Cih Pool, el Gobernador presenció el toque de silencio por el policía caído en cumplimiento de su deber y, posteriormente, se dio paso a la realización de tiros de salva por parte de una brigada de la corporación policiaca. Finalmente, se dejaron sonar las sirenas de las unidades de la SSP. 

En la mañana del día viernes 23 de julio, tuvo lugar un doble homicidio en la ciudad de Mérida que acabó con la vida de una joven madre y del oficial de policía Raúl Adrián Couoh Aké, quien contaba con 23 años y tenía 4 años de prestar servicio a la corporación.