El mero, a punto de colapsar por la pesca furtiva

Publicado julio 06, 2019, 7:56 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 3 mins

El furtivismo en especies marinas y la falta de vigilancia en la costa yucateca afecta severamente al sector pesquero, declaró el presidente de la Federación de Sociedades Cooperativas Pesqueras del Centro-Poniente de Yucatán José Luis Carrillo Galaz.

“La pesca furtiva ha ido en crecimiento y en detrimento de la actividad y muy fuertemente nos está impactando. Empezamos la temporada de mero hace dos meses, ha sido el peor año de captura de esta especie que ya se encuentra a punto de colapsar”, lamentó.

Agregó que en esta misma situación se encuentra la langosta, cuya temporada de captura inició el pasado primero de julio.

“El 30 por ciento de la producción calculamos se pesca de manera ilegal, impacta desde el punto de vista de los mercados, ya que esto se pesca en época reproductiva”, indicó.

Reiteró que esta situación que impera en el sector es grave, sobre todo porque actualmente existe poca vigilancia y supervisión, lo que abre el camino a que fluya la pesca ilegal. De tal forma, que instó a las autoridades federales y estatales tomar a la brevedad cartas en el asunto y reforzar la vigilancia en la costa local.

“Urge aplicar el programa de ordenamiento pesquero, con regulación de embarcaciones y que haya mayor seguridad, pues la pesca es un asunto de seguridad estatal”, enfatizó.

Señaló la falta de inspectores de la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca), pues solo hay cuatro para toda la costa, y el tortuguismo del personal administrativo de esta misma dependencia son los principales factores en contra para el sector.

“No hay vigilancia, no hay elementos, no hay personal con experiencia. Las costas de Yucatán son tierra de nadie, no hay regulaciones, hay muy poca inspección y vigilancia”, sostuvo.

El empresario dijo que una de las pesquerías que más les preocupa y que se lo han manifestado a las autoridades es el caso del mero rojo que se encuentra a punto de colapsarse, ha estado a la baja de cinco años a la fecha pero que hasta el momento se ha hecho poco para su conservación.

“Si esta pesquería, que es la que sustenta y soporta la veda de las otras pesquerías se colapsa, estaremos hablando de un problema tan grave como el de la zona henequenera que vivimos hace muchos unos años atrás”, sentenció.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.