Dos yucatecos, en las estampas emotivas de la delegación mexicana en los Juegos de Tokio

Publicado agosto 08, 2021, 10:39 am
FavoriteLoadingAdd to favorites 4 mins

Los Juegos Olímpicos de Tokio llegaron hoy a su fin y la cosecha mexicana fue de puro bronce. Cuatro metales de esa denominación en las disciplinas de tiro con arco, levantamiento de pesas, clavados y futbol.

Y entre esos medallistas estuvo el yucateco Henry Martín Mex, quien anotó tres goles en el camino del Tri rumbo al podio.

“Me siento muy orgulloso de este momento. Tener esta medalla en manos hace que valga la pena cada esfuerzo y sacrificio en mi carrera. Gracias mi gente por todo el cariño. Esta medalla se va hasta Yucatán”, tuiteó Henry tras colgarse su presea.

Los arqueros Alejandra Valencia y Luis Álvarez (competencia mixta), las clavadistas Alejandra Orozco y Gabriela Agúndez (prueba sincronizada) y la pesista Aremi Fuentes fueron los otros medallistas mexicanos.

Pero no solamente el subir al podio les dio protagonismo a los deportistas del país. El también yucateco Rommel Pacheco Marrufo dijo adiós a las competencias en su cuarta final olímpica, mejorando los resultados de sus participaciones anteriores y despidiéndose con un clavado con 96 de calificación. La imagen en la que abraza a su entrenadora Ma Jin con los ojos llorosos fue muy replicada.

Por su parte, la gimnasta Alexa Moreno se quedó a milésimas de ganar una medalla, por lo que su cuarto lugar la consolidó como una de las mejores del mundo en el salto de caballo. De un ciclo olímpico a otro pasó de superar burlas por su físico a ser la imagen de empoderamiento a nivel internacional, a tal grado que protagonizó comerciales como una heroína de anime (animación japonesa).

Hubo otros dos guiños olímpicos con dirección a Yucatán. Alex Arredondo, entrenador de porteros de la selección de futbol formó parte de los Venados, que lo felicitaron junto a Henry Martín.

“Muchas Felicidades a nuestros ex venados… ¡Gracias por representarnos de buena manera!”, publicaron los ciervos en Twitter.

Asimismo, la tenista Renata Zarazúa, finalista de la Copa Mundial Yucatán en 2013, igual vio acción en Tokio en individual y dobles mixto, aunque sin mucha suerte.

“Más alto, más rápido y más fuerte”

Con 19 años, Rommel Pacheco asistió a sus primeros Juegos en Atenas 2004 y terminó en el décimo lugar. En Beijing 2008 finalizó octavo. En ambos casos en la prueba de plataforma. En Río 2016 ya compitió en trampolín y quedó séptimo en la prueba individual y quinto en sincronizados.

“Y al final de mis años como deportista aprendí a disfrutar el camino… Me voy pleno y feliz porque siempre di todo de mí. Gracias a toda la gente de México por tanto cariño”, publicó en sus redes sociales.

“Ha llegado el momento de ceder la estafeta a las nuevas generaciones del deporte en México, a quienes me tocará apoyar desde otras trincheras… Si algo más queda por decir, es gracias a la vida por tantas bendiciones”, escribió el clavadista en otro mensaje de despedida.

“Seguiré siendo como dice el lema olímpico; más alto, más rápido y más fuerte, ser un campeón significa luchar por conquistar lo que parece imposible. Gracias Tokio 2020 nunca dejaste de sorprenderme e inspirarme”, puntualizó.