Captura del mero cayó considerablemente este 2021

Publicado diciembre 19, 2021, 8:46 am
FavoriteLoadingAdd to favorites 3 mins

Reportan una caída importante en la captura de mero en Yucatán, lo que generó preocupación en los sectores sociales que dependen de este producto.

Al respecto, José Luis Carrillo Galaz, presidente de la Federación de Sociedades Cooperativas Pesqueras de Centro y Poniente de Yucatán, advirtió que los volúmenes de captura de esta especie de escama están rezagadas, lo que prendió las alarmas ante una eventual caída en la producción de esta pesquería, considerada como el pilar para este sector en el Estado.

-Con respecto al mero, andamos muy por debajo de la media. Andamos con 3 mil 600 toneladas apenas, lo que representa un volumen muy bajo con respecto a las 5 mil, 6 mil que debemos tener por temporada. Eso es un indicio de que tenemos problemas en la pesquería y debemos trabajar en coordinación con los diferentes niveles de gobierno- explicó.

Se informó que gran parte del problema que enfrenta la pesquería del mero es el furtivismo o captura ilegal de la especie, el cual se estaría agudizando una vez que la gran parte de los pescadores se aboquen a obtener este producto, una vez que finalizó la temporada de captura de pulpo.

Uno de los puntos a favor para los hombres de mar que ha tenido la temporada de pesca de mero, señaló, es el precio al que se cotiza la especie, pues se está pagando hasta 250 pesos por kilo de mero negrillo y 220 pesos por kilo de mero rojo, lo que significa un aliciente para los pescadores.

Sin embargo, el líder del sector pesquero insiste en que es urgente rescatar la pesquería, pues esta se encuentra en una crisis de falta de producto, de la que parece no tener salida.

-Cada vez más, el mero se está impactando, tenemos que hacer algo, tenemos que tener un programa estratégico de recuperación donde estemos todos los actores: pescadores, empresarios e instituciones de gobierno. Nosotros tenemos que proponer, sobre todo en el tema del presupuesto, para invertir en inspección y vigilancia y para invertir en investigación que son los resultados de un programa de recuperación- apuntó.

La captura de mero deberá finalizar en el primer trimestre del 2022, para entrar en veda por dos meses, con miras a que el producto se recupere para que pueda reanudarse la pesca tras ese lapso de tiempo.