Adelantan declaración de testigo que hunde a acusados del caso Emma

Publicado julio 25, 2018, 5:01 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 3 mins

Con la certeza de que lo que ocurrió hoy sirvió y mucho, Ligia Canto Lugo confía en que la declaración del testigo encubierto César Rogelio Reyes Barrueta “El Huero” contribuirá con creces a declarar culpables a los autores intelectuales y materiales del horrendo crimen de su hija Ema Gabriela Molina Canto, asesinada en marzo de 2017.

Como informamos, “El Huero” se convirtió este año en testigo encubierto del brutal asesinato presuntamente ordenado por Martín Alberto Medina Sonda, ex esposo de Ema Gabriela. El supuesto autor intelectual del crimen se encuentra actualmente en el penal de Tabasco, purgando una condena de 12 años y seis meses por delito de lavado de dinero y tiene un amparo por el caso de su ex mujer.

Hoy miércoles, en el Juzgado Segundo de Control a cargo de Luis Edwin Mugarte Guerrero, se presentó el “Huero”, visiblemente enfermo (padece diabetes) y en silla de ruedas.

“La audiencia se adelantó a pedido de los fiscales porque la salud del testigo está realmente mermada, y lo digo yo que trabajé 32 años en centros de salud, realmente se ve muy mal el hombre. Por eso el juez accedió a recibirlo hoy a pesar de la oposición de los abogados de “El Cachorro” (Juan Ramón Moreno Hernández, presunto autor material) y del “Inombrable” (así llama Ligia a su ex yerno), explicó Ligia.

También señaló que, durante la audiencia, escuchó de viva voz del testigo y en forma detallada lo que vivió su hija, de lo cual no pudo darnos detalle.

“Duele escuchar todo eso… Pero hay que tomar fuerzas de donde sea porque esta vieja aguanta y todo lo hago por mi nena”, manifestó, con la voz quebrada.

Ligia sólo remarcó que el testigo encubierto señaló a El Cachorro y a su ex yerno Medina Sonda y que la audiencia fue de gran ayuda para el caso.

“Según los abogados está todo bien porque la declaración fue muy completa, bastante desmenuzada para que no existan dudas de la participación material e intelectual de los acusados y todo ahora sigue su curso. Estoy en un momento de mi vida en la que confío mucho en los abogados y sólo resta esperar”, concluyó Ligia.

Como informamos, Ema Gabriela fue asesinada de 17 puñaladas a las puertas de su casa, en el fraccionamiento San Luis de esta ciudad, por el par de sicarios tabasqueños que recibirían un pago de 60 mil pesos al consumar el “trabajo” para el que fueron “reclutados”, presuntamente por encargo de Medina Sonda.- CGO.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.