Acusan al dirigente estatal del PRI de degradarlo a ‘niveles inimaginables’

Publicado noviembre 03, 2020, 3:34 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 4 mins

MÉRIDA.- Luego de que a finales de septiembre corrieron versiones de que renunciaría al PRI, este martes 3 de noviembre Walter Salazar Cano, ex secretario de Desarrollo Social en el gobierno anterior, concretó su salida del tricolor en medio de duros señalamientos contra la dirigencia estatal, a la que acusa de haber degradado al partido “a niveles inimaginables”.

En una carta dirigida al presidente nacional, Alejandro Moreno Cárdenas, con copia al dirigente estatal, Francisco Torres Rivas, señala que en Yucatán la constante de quienes encabezan hoy el PRI en Yucatán “es la de destruir y no construir, dividir y no sumar, privilegiar los intereses de unos cuantos por encima de los intereses del partido”.

Asegura que en la dirigencia que encabeza Torres Rivas “hoy se reparten el botín del naufragio para satisfacer sus intereses personales, en vez de generar certidumbre y ánimo a su militancia”.

También sentencia que es un PRI “que no puede tener un futuro si los de ayer quieren construir el mañana, porque cuando el tiempo no coincide con las circunstancias, el riesgo aparece y el fracaso se hace inevitable”.

En su carta de renuncia Salazar Cano, quien ocupaba la cartera de secretario de Planeación Estratégica del comité estatal, expone que se siente decepcionado:

“Soy un ciudadano con 21 años de militancia en el PRI, partido en el que he dado muchas batallas al interior para democratizarlo; he sido parte de sus retos y me he levantado ante sus derrotas y celebrado sus triunfos, pero hoy me siento defraudado”.

“Veo un PRI que no puede tener futuro si se siguen dando las prácticas del pasado, en donde la competencia interna está disfrazada y peor aún castigada”.

Lamenta que la dirigencia del PRI en Yucatán perdió la oportunidad de lograr un proceso de reconciliación interna, de reorganización, reestructuración y posicionamiento, “porque privilegiaron sus intereses a los de la militancia y la comodidad del cargo y no del reto”.

“No puedo ser parte de un partido sectario, con gente dedicada a sembrar odio al interior del PRI y que sus resentimientos los tienen cegados, que se reúnen en grupo para destruir y sumar a sus intereses creados, sin importarles el respeto a su militancia, a la que como partido político debe su vigencia”, deplora en su carta de renuncia.

Como se recordará, durante el proceso interno del tricolor para renovar su dirigencia estatal Salazar Cano era uno de los aspirantes y declinó a favor a Torres Rivas a cambio de que tendría una candidatura para las elecciones de 2021, lo cual al parecer no cumplió el dirigente estatal.

Hace unas semanas se conoció también la salida de Alejandro Rafael Menéndez Bojórquez, quien fue secretario de Desarrollo Rural en el gobierno de Ivonne Ortega Pacheco.

También anunció su renuncia “irrevocable” al tricolor la síndica de Kanasín, Flor de Liz Xóchitl Delgado, quien reclamó falta de apoyo de su partido ante el “pisoteo” de sus derechos.