A dos años del feminicidio que cimbró a Yucatán

Los deudos siguen en espera de que la justicia llegue a quien señalan como autor intelectual, el ex esposo de Ema Gabriela Molina preso en Villahermosa.

494

Han pasado dos años del asesinato de Ema Gabriela Canto Molina y hasta ahora solo los dos autores materiales del crimen han recibido condena.

Bajo proceso sigue Alberto Medina Sonda, ex esposo de Ema Gabriela y autor intelectual del crimen, quien se encuentra preso en Tabasco por actos ilícitos durante el gobierno en el que participó.

También continúan en proceso César Rogelio Reyes Barrueta, alias “Güero” y Juan Ramón Moreno, alias “El Cachorro” quienes fueron enlaces entre Medina Sonda y los asesinos materiales para concretar el ataque.

Como recordamos, la señora Molina Canto fue asesinada a las puertas de su casa, en el fraccionamiento San Luis de Mérida y frente a sus hijos, el 27 de marzo de 2017.

Fue apuñalada 17 veces por Óscar Miguel López Tobilla y Jonathan Mezquita Ávalos, quienes recibirían en conjunto 60 mil pesos tras consumar ese “trabajo” que fue encargado por Alberto Medina Sonda, ex esposo de Ema Gabriela y con quien tuvo diferencias varios años por la custodia de sus hijos.

Los autores materiales, López Tobilla y Mezquita Avalos, fueron detenidos gracias a denuncias ciudadanas, luego de escapar en un taxi y posteriormente condenados a 46 y 43 años de cárcel.

Posteriormente se detuvo a César Rogelio Reyes Barrueta “ El Güero” quien fue acusado de contactarse con los sicarios que mataron a Ema Gabriela y a él a su vez, fue contratado por Juan Ramón Moreno “El Cachorro”.

“El Cachorrro” fue detenido en Tabasco y señalado como el que contrató a los sicarios tabasqueños Jonathan Mézquita Avalos y Óscar Miguel López Tobilla para que ejecutaran a la ex esposa de Martín Medina Sonda.

Actualmente “El Cachorro” se encuentra en proceso y detenido en el reclusorio meridano, el cual busca librar para ser trasladado a la cárcel de Tabasco, ya que argumenta ser maltratado, además de que su familia reside ahí.

“El Güero” recibió beneficios legales y fue liberado en octubre del año pasado con custodia policíaca por cuestiones de salud al presentar una enfermedad crónico-degenerativa y posteriormente se le ordenó llevar un localizador electrónico y presentarse dos veces por semana para un registro judicial.

Después de dos años, aún no se concretan los procesos de los tres involucrados restantes, donde se espera una condena baja para “El Güero” por colaborar para esclarecer el caso y procesos largos para los otros dos autores involucrados.

Comentarios

Comentarios