‘Indigestiones’ de Trump afectarían exportaciones de papaya yucateca

Científicos destacan la importancia de establecer nuevos mercados, para evitar la dependencia directa de Estados Unidos, y para satisfacer las exigencias de los nuevos compradores.

306

La actual postura de importación que prevalece en Estados Unidos provoca que la producción local de papaya de exportación, valuada en 100 millones de pesos, esté a punto de perderse, advirtió el especialista del Centro de Investigación Científica de Yucatán (CICY), Jorge Santamaría Fernández.

Destacó la importancia de establecer nuevos mercados, para evitar la dependencia directa de la Unión Americana, y para satisfacer las exigencias de los nuevos compradores, los científicos yucatecos juegan un papel fundamental.

Actualmente, México es el principal exportador de papaya a nivel mundial, pero el 90 por ciento de la producción está dirigida a Estados Unidos.

“Los cambios en las políticas de importación de este país afectan gravemente la producción mexicana”, problema que afecta notablemente a los papayeros del Estado.

Estableció la necesidad de establecer nuevos nexos parea la exportación del producto, y aunque son numerosos los países que consumen esta fruta, cada nación tienen su propia normatividad de importación.

“Hay que diversificar, pero no es tan fácil porque se tiene que desarrollar un producto adecuado a otros mercados”, expresó al destacar en el CICY se cuenta con los elementos para satisfacer las exigencias.

Recordó que en 2008, se secuenció por primera vez el genoma completo de Carica papaya, “un avance significativo en el conocimiento de las bases moleculares de la biología floral, de la resistencia a enfermedades y del comportamiento de este frutal tropical ante condiciones climáticas adversas”.

Desde el punto de vista científico se han tenido avances importantes en la investigación de este cultivo que pueden posicionar la papaya como un sistema modelo para entender la fisiología de frutales tropicales, subrayó.

Producto de exportación

Actualmente, México es el quinto productor mundial de papaya, con una producción de cerca de un millón de toneladas. Anualmente se siembran 17 mil hectáreas con un valor de producción de casi cinco mil millones de pesos anuales.

De igual forma, el país es el primer exportador mundial con 115 mil toneladas que representan 38 por ciento de la cosecha.

A nivel nacional, el principal productor y exportador de papaya es Oaxaca, con 34 por ciento de la producción. Campeche y Yucatán se ubican en octavo y noveno lugar en cuanto a producción nacional, con 2.16 y 1.8 porcentual, respectivamente.

Tan solo en 2016, el valor de la producción de papaya en México fue de casi cinco mil millones de pesos, que en Yucatán representaron 100 millones de pesos.

A esto se suma la carencia de material genético, la susceptibilidad a altas temperaturas y al estrés hídrico, la incidencia de enfermedades y los altos costos de producción, pues para llegar al corte de los frutos se requieren entre siete y ocho meses, mientras que otros cultivos, tal el caso del tomates y pimientos, requieren 85 días aproximadamente.

A nivel nacional, instituciones científicas como el CICY, el Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) y el Centro de Investigación y Asistencia en Tecnología y Diseño del Estado de Jalisco (Ciatej), han desarrollado estudios importantes en torno a la diversidad genética.

De igual forma, todas estas instituciones pertenecientes al sistema de Centros Públicos de Investigación del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), también se enfocan al manejo poscosecha, el manejo industrial, colecciones de germoplasma, control de enfermedades (principalmente virosis), mejoramiento genético y a la generación de nuevas variedades.

Comentarios

Comentarios