Especialistas en derecho y salud mental reprueban internar a infantes en psiquiátricos

A un infante se le debe dar todas las oportunidades de desarrollo sin que exista necesidad de estar recluido en un nosocomio, debido a que están en plena etapa de desarrollo, dijo la jefa del Centro Comunitario de Salud Mental (Cecosam), María del Pilar Bueno Muñiz

151

La aprobación y puesta en vigor de la Ley de Salud Mental del Estado de Yucatán demostró “la desesperación y falta de preparación” de los representantes de los poderes Ejecutivo y Legislativo, la cual viola de manera flagrante los derechos humanos de los menores de edad, coincidieron especialistas.

La jefa del Centro Comunitario de Salud Mental (Cecosam), María del Pilar Bueno Muñiz, reprobó el hecho de que se pretende internar en el Hospital Psiquiátrico “Yucatán” a los niños y las niñas del Estado, lo que provocaría un mayor daño del que podría tener.

Indicó que a un infante se le debe de dar todas las oportunidades de desarrollo sin que exista la necesidad de estar recluido en un nosocomio, debido a que están en plena etapa de desarrollo.

Por su parte, la especialista de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), María de la Luz Lima Malvido, lamentó lo ocurrido en Yucatán, pues en este tercer milenio se tiene un retroceso fenomenal, ya que “legalmente se recurrirá a prácticas que ya fueron superadas de los estándares internacionales”.

“Queriendo resolver un problema de la prevención del suicidio se hizo una política restrictiva de la libertad de los menores, el gobierno se precipitó al intentar resolver un asunto de fondo sobre salud mental”, acotó la integrante del Sistema Nacional de Investigadores del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

Remarcó que la culpa no es sólo del ahora ex gobernador Rolando Zapata Bello, ya que también están implicados los legisladores locales.

“La falta de conocimiento o falta de perfil en salud mental del legislador, al copiar leyes absurdas y obsoletas, provocó un serio problema creyendo que sería la solución adecuada al problema”, enfatizó.

La especialista del Instituto Nacional de Ciencias Penales (Inacipe) expresó que tanto el tratamiento ambulatorio como el de por medio de clínicas especializadas como el Centro Integral de Salud Mental (Cisame) permiten que el menor de edad tenga una recuperación rápida.

“El aislamiento generar y exacerba las problemáticas mentales y psíquicos de los pacientes, sobre todo, en los niños”, subrayó la ex legisladora.

Consideró de absurdos los artículos 57 y 58 de dicha Ley, en la cual se establece los motivos por los cuales un infante puede ser internado.

“Lo último que se aplicaría es la hospitalización, sólo en casos graves, pero sólo en adultos más no en los menores de edad, ya que están en proceso de desarrollo”, abundó.

Comentarios

Comentarios