Aventura, campismo y ecología para tener unas vacaciones distintas

El equipo Ecoguerreros Yucatán organiza para 2018 nuevos pasadías, campamentos y expediciones con la premisa de ejercitarse y cuidar el medio ambiente.

636

“¿A quién le gusta viajar?”, pregunta Ulyses Huesca, y todos levantan la mano, sin dudarlo. Entonces, a modo de preámbulo, cuenta que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) declaró este año como el del “turismo social” y agrega que el turismo es la principal actividad económica en el mundo.

Y Ulyses sabe de qué habla. Como director de Ecoguerreros Yucatán, un club de aventura, campismo y ecología que ya se convirtió en cooperativa que aporta ingresos a comunidades y ejidos que visitan, sabe a ciencia cierta que cada vez más gente disfruta de estas actividades no sólo por el placer de viajar y conocer lugares nuevos, sino también por el gusto de ejercitarse y de cuidar la naturaleza, uno de los motivos que más mueven a estos viajeros, reconocidos recientemente por el Gobierno del Estado y la Universidad Autónoma de Yucatán por su aporte a la protección y conservación del medio ambiente.

Este año Ecoguerreros Yucatán cumple dos años y se viene con todo, entre nuevas pasadías, campamentos y expediciones. Para terminar el 2017, el club viajero visitará el Iztacíhuatl, un volcán sísmicamente activo ubicado en el centro de México, en una travesía formada por un grupo de nueve expedicionarios llenos de adrenalina y con la única premisa de llegar hasta arriba de todo. Para este viaje, el grupo ya está cerrado.

Calakmul, para agendar

Sin embargo para arrancar el año hay chance de sumarse al equipo guerrero ya que del 20 al 21 de enero visitará Calakmul, uno de los sitios prehispánicos mayas más importantes del mundo, ubicado en el estado vecino de Campeche.

Ulyses detalla de qué se tratará la travesía: “Saldremos en una Van el 20 de enero de Mérida y, en el viaje de seis o siete horas, aprovecharemos a hacer varias escalas en sitios arqueológicos y en otros lugares, como el volcán de los murciélagos, un sitio imperdible para visitar. Acamparemos en la selva, en un lugar fijo llamado ‘Glamping’, ubicado en la reserva y con todas las comodidades. Al día siguiente visitaremos el sitio arqueológico luego de una caminata de 50 kilómetros por la selva. Regresamos a Mérida ese mismo día”, explica y agrega que el viaje tiene una tarifa de dos mil 500 pesos.

El director del club viajero asegura que este año estará lleno de otros desafíos y no tiene dudas que se sumarán más ecoguerreros en cada travesía. “Normalmente nos acompañan viajeros de 25 a 65 años. Hay muchas mujeres que se suman a los viajes y también familias enteras. Esperamos todavía más gente para agrandar el equipo”, augura.

Para los [email protected] en próximas travesías, contactar a Ecoguerreros Yucatán en la página de Facebook: Ecoguerreros Yucatán o al celular 9995 036767.- CGO.

Comentarios

Comentarios